Por los 10 millones de votos”, “El Frente, presente, con nuestro Presidente”, “Se queda, se queda, el comandante se queda”, “Arriba el socialismo, Fuera el capitalismo”, “Aquí están, estos son, los obreros sin patrón”, “Uh Ah, Poder popular” y “Uh Ah, Chávez no se va” fueron las consignas coreadas por los varios centenares de manifestantes pertenecientes a las empresas recuperadas por los trabajadores y expropiadas por el Presidente Chávez Inveval e Invepal (Maracay y Morón), las cooperativas San Miguel, Sertec, Teconoger, Tormerema (Charallave) y Producción Industrial de Moldes (Guacara) y las trabajadoras que mantienen tomada la empresa abandonada por el empresario Sel-Fex y piden su expropiación. También participaron los trabajadores de la empresa Gotcha de Maracay, que tienen la empresa tomada.

Ante la Asamblea Nacional, los manifestantes se reunieron con los compañeros de la empresa en cogestión Invetex, quienes denunciaron la actuación saboteadora del empresario Mishkin, quien se esta llevando el dinero del gobierno y boicoteando el inicio de la producción al tiempo que intenta presionar a los trabajadores para que acepten contratos individuales con él y renuncien a su derecho de tener poder de decisión en la empresa. Varios de estos compañeros coincidían en proponer la expropiación de la empresa bajo control de los trabajadores, tal como se acordó en la reunión en la que se decidió crear el Frente.

Todos los participantes en la Marcha confraternizaron con los pensionados de la CANTV que también se movilizaban exigiendo sus derechos. Fue una hermosa demostración de la fuerza potencial que tiene la clase obrera y de la disposición de los trabajadores de ser vanguardia en la Batalla de Santa Inés y ponerse al frente de la lucha por el socialismo.

Solidaridad con Sel-Fex y unidad de los trabajadores para avanzar “rumbo al socialismo”

La Marcha se inició pasadas las 11 de la mañana, después de que los distintos colectivos de trabajadores movilizados se concentrasen ante las instalaciones de la textilera Sel-Fex, en la Avenida Nueva Granada de la Capital, para mostrar su apoyo a estas compañeras que se mantienen en lucha desde diciembre, ocupando la fábrica y pidiendo al gobierno la expropiación de la misma.

Los trabajadores de las distintas empresas portaban carteles y pancartas poniéndose a la orden del Presidente Chávez para dar la Batalla de Santa Inés por la reelección presidencial y el objetivo de los diez millones de votos. “Empieza la Segunda Batalla de santa Inés” “Apoyamos al presidente Chávez” eran algunos de los carteles que portaban tanto trabajadoras de Sel-Fex como los despedidos y despedidas de Invepal Maracay.

Estos camaradas fueron de los primeros en llegar y mostraron durante toda la marcha con sus consignas su apoyo al Presidente y al proceso revolucionario al mismo tiempo que solicitaban su readmisión y que se hiciese justicia en Invepal y se respetase la decisión de la asamblea de cooperativistas de Invepal Morón de revocar al Presidente de la empresa, Edgar Peña, elegido hace algo menos de un año y bajo cuya gestión fueron primero contratados en condiciones precarias y luego despedidos de forma injusta estos trabajadores.

Los trabajadores quieren decidir

Trabajadores cooperativistas de Invepal Morón también estaban presentes portando distintos carteles en los que destacaban que habían actuado ejerciendo la contraloría y con el fin de garantizar un manejo adecuado de los bienes de la República. Estos trabajadores decidieron revocar el 5 de noviembre de 2005 a la Junta Directiva de la cooperativa COVIMPA y elegir una nueva ante la ausencia de rendición de cuentas e informes financieros y de gestión por parte de la mayoría de miembros de la misma. La asamblea de trabajadores decidió elegir por más del 80% de los votos una nueva directiva y posteriormente, con un porcentaje similar, decidió revocar al Presidente de la empresa y sustituir a dos de los tres representantes de los trabajadores en la Directiva de la empresa. Sin embargo, esta medida no ha sido ejecutada y aceptada hasta ahora por los representantes ministeriales.

Como decía un compañero: “Sólo hay que revisar el video del Aló Presidente que se hizo desde Invepal. Ahí el Presidente planteó que él no nombraba al Presidente de la empresa sino que éramos los trabajadores los que lo nombrábamos y propuso un nuevo modelo en el que el poder de decisión reside en todo momento en la Asamblea de Trabajadores. Lo mismo planteó María Cristina Iglesias. Ese sigue siendo nuestro modelo y eso es lo que pedimos, que no se cambie la línea ni el modelo revolucionario que propuso el Presidente por un modelo reformista”.

Otro compañero de otra de las empresas recuperadas añadía: “El que se revoque al presidente de Invepal no es una falla ni un problema sino un ejemplo de que el modelo puede funcionar. Como dijo el presidente, si alguien se desvía o no cumple con lo que quieren los que le eligen debe ir pa´ fuera. Si en el Central Azucarero Ezequiel Zamora hubiese habido mecanismos de participación de los trabajadores y posibilidad de revocar al que no actúa con transparencia y respeto por la democracia participativa y protagónica, las marramucias que ahora se descubren se habrían detectado antes y no habrían podido ser utilizadas mediáticamente por la oposición”.

“Son diez millones, panita, son diez millones…”

Durante todo el desarrollo de la marcha los trabajadores dejaron claro de modo inequívoco su apoyo al Presidente Chávez ante la Batalla de Santa Inés II por los diez millones de votos con imaginativos cánticos como el citado. En varios momentos, especialmente al pasar por delante de los ranchos que se alzan sobre los cerros que circundan la Avenida Nueva Granada, vecinos asomados alas ventanas aplaudieron la marcha y levantaron las dos manos con el gesto ya habitual entre los partidarios de la revolución bolivariana para señalar los diez millones de votos. Los manifestantes reiteraron ese mismo saludo de modo entusiasta.

El ambiente de la marcha era de gran combatividad y confianza en las propias fuerzas. Una bandera venezolana a la que los propios manifestantes, de forma improvisada, incorporaron la octava estrella recientemente aprobada a propuesta del Presidente por la Asamblea Nacional encabezaba la movilización. Además, en varios momentos a lo largo de la manifestación, los trabajadores entonaron de forma espontánea las canciones del cantor del pueblo, el gran revolucionario Alí Primera.

Varias compañeras de Sel-Fex se mostraban muy animadas por el apoyo recibido. Una de ellas destacaba el apoyo del sindicato Sutratex (perteneciente a la UNT), portaba un cartel agradeciendo este apoyo del sindicato y llamaba a las trabajadoras presionadas por el patrón a volver a la lucha así como al gobierno a intervenir y expropiar la empresa cuanto antes.

Varios trabajadores de Inveval destacaron la importancia de la creación del frente y llamaron a extender este. “Esta marcha es sólo un primer paso, debemos ser vanguardia de la Batalla de santa Inés y esta debe ser una Batalla por reelegir al presidente y por extender el modelo de cogestión revolucionaria presentado por él, basado en las asambleas de trabajadores con poder decisorio, a todas las empresas y avanzar hacia el control y gestión de los trabajadores. Como ha dicho el Presidente hay que derrotar el burocratismo, la ineficiencia y la corrupción. Esa es la Batalla que hemos empezado a dar desde el frente”.

Llegando a la Asamblea Nacional se produjo un momento muy emotivo cuando la Marcha se encontró con los pensionados de la CANTV que exigen que se cumplan los compromisos adquiridos con ellos. “Estos subrayaron también su apoyo al Presidente y llamaron a éste a investigar su caso y apoyarles ante los ataques e incumplimientos reiterados de este monopolio capitalista privado y también frente a la desidia de la burocracia del estado. Los trabajadores de ambas marchas se mezclaron, saludaron y aplaudieron mutuamente mientras coreaban de nuevo consignas como “Trabajadores unidos, jamás serán vencidos” y “Trabajadores presentes con nuestro Presidente”.

Un primer paso… que hace historia

Los compañeros de las cuatro cooperativas de Charallave que exigen la expropiación de los terrenos de la empresa Alfa Quartz (San Miguel, Sertec, Tecnoger y Termorema) en su mayoría lanceros procedentes de la Misión Vuelvan Caras, estaban también muy satisfechos del resultado de la marcha. “Ha valido la pena el desplazamiento tan largo y todo el sacrificio que ha supuesto estar aquí, hemos dado un primer paso pero debemos seguir unidos y decirle al presidente que aquí estamos para echarle pichón al socialismo del siglo XXI. Alfa Quartz es una empresa llena de golpistas y escuálidos que no quiere poner a producir esos terrenos y nosotros somos varias cooperativas formadas por revolucionarios que queremos producir, trabajar por el país y construir una nueva sociedad para nosotros y nuestros hijos. El socialismo es el único camino, como ha dicho el Presidente, Viva el socialismo”

Finalmente, una comisión con trabajadores de cada una de las empresas entró a la Asamblea Nacional con la intención de entregar el Manifiesto del Frente y las propuestas específicas de cada colectivo de trabajadores para defender y hacer avanzar el nuevo modelo de participación revolucionaria de los trabajadores en la gestión de las empresas que desean y entrevistarse con los diputados bolivarianos.

La marcha contó con la participación y apoyo solidario del coordinador nacional de la UNT Luis Primo, así como con una camarada representante de las empresas brasileras tomadas y recuperadas por los trabajadores Cipla e Interfibra. También participaron en la Marcha los coordinadores de la campaña “Manos fuera de Venezuela” (Hands Off Venezuela) Capítulo Venezuela, así como camaradas de distintas células de la Corriente Marxista Revolucionaria y de la Juventud Socialista Revolucionaria (JSR). Estos camaradas elaboraron una pancarta de apoyo a la lucha de Sel-Fex y han propuesto recientemente a distintos colectivos de la Universidad Central coordinarse para organizar la solidaridad con los estudiantes.

Como resultado de las primeras reuniones mantenidas varios colectivos de estudiantes revolucionarios de la Universidad han decidido conformar un Frente de Apoyo a la lucha de las trabajadoras. Representantes de varios de estos colectivos estuvieron presentes en la Marcha.

Un equipo de Vive TV realizó un excepcional trabajo cubriendo toda la marcha y retransmitiendo en directo varios momentos de la misma.

Al final, todos los participantes coincidían en que la marcha había sido un éxito y que este paso debe ser continuado por la tarea de seguir organizando el Frente en cada una de las empresas y su extensión a nuevas empresas, la conformación de UBES de los trabajadores por el socialismo y los 10 millones de votos en coordinación con el resto de los trabajadores y en particular de la UNT y el desarrollo de la lucha y la participación de los trabajadores como único modo de construir el socialismo y erradicar el capitalismo.