"...el llamado “reafirmazo” está siendo un fracaso clamoroso en las zonas populares, tiene bastante menos incidencia de la esperada en las zonas de clase media y ,dada la cantidad de irregularidades y denuncias de fraude presentadas (5.000 confirmadLos dirigentes de la oposición golpista venezolana afirman a quien quiera escucharles que la recogida de firmas iniciada el pasado 28 de noviembre y que finalizará este lunes 1 de diciembre con el objetivo de convocar un referendo revocatorio contra el presidente democráticamente elegido -con el 60% de los votos- Hugo Chávez está siendo un éxito. Sin embargo, ni estas declaraciones ni la manipulación de los medios de comunicación golpistas puede ocultar la realidad: el llamado “reafirmazo” está siendo un fracaso clamoroso en las zonas populares, tiene bastante menos incidencia de la esperada en las zonas de clase media y ,dada la cantidad de irregularidades y denuncias de fraude presentadas (5.000 confirmadas serán presentadas mañana ante el CNE según el diputado Juan Barreto) en lugar de como “ el reafirmazo” deberá pasar a la historia venezolana como “el fraudazo”.

Los marxistas de El Militante hemos defendido durante los últimos meses que el llamado “reafirmazo” tenía una función fundamentalmente agitativa y de engaño de su base social para los dirigentes de la oposición. Incluso en el caso de que llegasen a las firmas necesarias para poder convocar un referéndum revocatorio contra Chávez (más de 2.700.000) ,algo por otra parte –como ahora explicaremos-bastante difícil, saben perfectamente que tienen el referéndum perdido. Su objetivo es intentar recuperar a parte de su base social desmovilizada y mantener sus fuerzas agrupadas para continuar con su campaña de desestabilización política y en cuanto puedan pasar otra vez al ataque e intentar un nuevo golpe.

Los partidos que apoyan a Chávez presentaron este jueves ante el Consejo Nacional Electoral (CNE), las firmas recogidas entre el pasado 21 y 24 de noviembre para convocar referendos revocatorios contra 37 diputados opositores, algunos electos por partidos de oposición que participaron directamente en actividades golpistas y otros que en el momento de ser elegidos lo fueron en listas que en ese momento apoyaban a Chávez y posteriormente han traicionado a sus electores sin renunciara sus escaños. El CNE ahora deberá comprobar tanto las firmas presentadas por los revolucionarios como por la oposición y dentro de un mes dirá cuáles son válidas y cuáles no proclamando los resultados definitivos.

Entre las firmas recogidas por el chavismo y las que sea capaz de recoger la oposición este fin de semana hay una primera diferencia y es que mientras que la oposición puede recoger las 2.700.000 firmas que necesita entre todo el electorado nacional (12 millones de electores censados), las firmas recogidas por los partidos y colectivos que apoyan el proceso revolucionario debían serlo únicamente en las circunscripciones electorales que eligieron a cada uno de esos diputados. Esto abarca 6 estados y algunas circunscripciones de otros 12.

Según el diario burgués venezolano Últimas Noticias, (D. Díaz Rancel, 30-11-2003) ,aún así, el Comando Ayacucho (organismo formado por dirigentes de los partidos mayoritarios que apoyan el proceso encargado de coordinar la campaña de recogida de firmas , el llamado “revolcatorio”) presentó 4.234.776 firmas pertenecientes a 2.669.684 electores. Como hay que recoger firmas para poder revocar a cada diputado individualmente había electores que tenían la posibilidad de firmar para revocar a más de un diputado elegido por su circunscripción. En las zonas con más electores del país (Caracas, Miranda, Carabobo, Aragua y Lara) “casi duplicaron el número de firmas necesario. De manera que aún invalidando porcentajes altos, por encima de 10%, todo hace suponer que lograrán sus objetivos”.

Esto ha puesto aún más nerviosos a los dirigentes de la oposición que , desde el mismo inicio de su recogida de firmas han recurrido a todo tipo de provocaciones, fraudes y coacciones. El viernes 28 la recogida de firmas se iniciaba con una increíble provocación en el punto de recogida de firmas situado en la estación de Metro de Carapita, en el barrio popular de Antemano. Como informamos en otra nota escrita por un testigo ocular para nuestra web, el dirigente de Gente del Petróleo y uno de los líderes del golpe de diciembre-enero más repudiados por la población, Juan Fernández (quien huyó a refugiarse en Miami tras ese golpe) se presentó en este centro de recogida de firmas situado en uno de los barrios donde el apoyo a Chávez es más masivo y donde se recogieron más firmas la semana pasada contra los diputados opositores.

Esto buscaba caldear los ánimos entre los habitantes del barrio, provocar algún enfrentamiento y tener una excusa tanto para movilizar a su base social presentándose como víctimas como para intentar desprestigiar el proceso y poder impugnarlo. Los vecinos del barrio respondieron ejemplarmente movilizándose de forma espontánea en unos minutos más de 300 o 400 que rodearon el centro de recogida de firmas de forma pacífica pero exigiendo que este provocador fascista abandonase la zona. Una vez que el dirigente golpista se retiró se permitió que cualquier ciudadano que desease firmar pudiese hacerlo.

Por supuesto, los medios de comunicación al servicio de la oposición estaban todos allí e intentaron presentar los hechos como suelen hacerlo: “las turbas chavistas impiden la recogida de firmas”, etc.

Ese mismo día a lo largo de la mañana y de la tarde iban creciendo las noticias sobre coacciones a trabajadores de distintas empresas. Los empresarios además de flexibilizar los horarios “para que los trabajadores pudiesen firmar” (esta ha sido la estrategia de la patronal FEDECAMARAS), han llegado a poner autobuses para llevar a trabajadores a recoger firmas (y comprobar así quien va y quien no) o a chantajear directamente a muchos de ellos con que si no firmaban podrían tener problemas. Para seguir la enorme cantidad de irregularidades cometidas y las que están por venir recomendamos la página web www.aporrea.org ,donde se realiza un seguimiento constante de las noticias que van llegando desde las distintas zonas. Felicitamos a los camaradas por su excepcional trabajo.

Las denuncias sobre la entrega de una especie de ticket a muchos de los firmantes para demostrar su firma –algo absolutamente ilegal- ha podido ser comprobada (ver el artículo de nuestro camarada Camilo López en esta misma web, ahí incluimos una foto de ese cupón). Incluso alguno de los firmantes llegó a intentar mostrar orgulloso por televisión su “comprobante”, impidiéndoselo finalmente uno de los responsables del centro de recogida sabedor de que esto es ilegal. El objetivo de este ticket sólo puede ser uno: premiar a los firmantes y castigar a los que no puedan presentarlo en sus puestos de trabajo.

En el mismo artículo “¡No aceptaremos chantajes¡ El pueblo trabajador no debe ceder” (Camilo López, http://venezuela.elmilitante.org) podemos leer el listado de varias empresas que han sido denunciadas por el dirigente de la central sindical UNT ,Orlando Chirinos, por coaccionar a sus trabajadores: “Entre las empresas denunciadas de participar en este atropello al pueblo trabajador se hallan los golpistas de siempre: el Grupo Mercantil, Banco de Venezuela - Grupo Santander, Banco Venezolano de Crédito, Caracas Country Club, Radio Caracas Televisión, Empresas Polar (Cervecería, Mavesa, etc.), Colegio de Ingenieros - Mérida, Tiendas Las Navieras, Empresa Textilera Jeantex, Coca Cola (Panamco), Pepsi Cola (Empresas Polar), Alfonso Rivas & Cia., FERROCAR, Constructora CONCASA, el Bloque Dearmas y numerosas instituciones educativas privadas. Igualmente se han recibido denuncias de entes de la Alcaldía Mayor, como la Maternidad Concepción Palacios; de la Gobernación de Miranda, como INVITRAMI y las Alcaldías de los Municipio Baruta, Acevedo y Carrizal; Alcaldía del Municipio Sucre del Estado Portuguesa, Alcladía del Municipio "Ezequiel Zamora" del Estado Monagas y varios municipios del Estado Sucre.”

Además de estos hechos se han confirmado barbaridades como el intento por parte de personal médico vinculado a la oposición de intentar obligara firmar a pacientes enfermos. El director del hospital “Domingo Luciani” de El Llanito confirmó las denuncias realizadas por tres pacientes acerca de opositores que les decían que si no firmaban no serían atendidos (www.aporrea.org). Y otras por el estilo. En la televisión pública ,VTV, uno de los informadores demostraba sin ningún género de dudas como en un punto de recogida varias personas que estaban sentadas y ya habían firmado se ponían en la cola al ver llegar las cámaras para hacer bulto y dar una impresión diferente a la que podemos observar en las fotos que han publicado aporrea o el Diario Vea sobre centros de recogida absolutamente vacíos o con escasísima afluencia.

Este mismo “maquillaje” de las colas pudo ser comprobado en persona por el autor de este artículo. Tras mostrar en uno de los canales de TV privados que apoyan a la oposición una cola gigantesca en el Centro de recogida de firmas de la Plaza de la Estrella (en San Bernardino, una zona de Caracas) y entrevistar a varias personas de las que estaban haciendo cola, cuando el autor de este artículo –sólo un par de minutos más tarde- se acercó a ese centro la cola representaba una tercera parte y la persona que había hecho las declaraciones más agresivas y violentas contra Chávez ni siquiera estaba entre ellas. ¿Se habría ido a representar su papel a otro punto?

El objetivo de todas estas maniobras de la oposición es intentar ocultar su pérdida de apoyo social y seguir manteniendo engañada a su base social. Pero eso significa que no pueden reconocer su derrota y que antes o después intentarán una nueva ofensiva contrarrevolucionaria. Y pueden no tardar mucho. La correlación de fuerzas favorable que existe actualmente debe ser –como proponemos los marxistas revolucionarios de El Militante y de El Topo Obrero en el volante conjunto que hemos editado ante el “reafirmazo” y las denuncias sobre una posible nueva ofensiva golpista- empleada para profundizar la revolución y tomar medidas urgentes como nacionalizar la banca,los monopolios y las empresa tomadas y en crisis bajo el control de los trabajadores, instaurar el control obrero y popular con la participación de los trabajadaores en todas las instancias de decisión de PDVSA, así como para organizar asambleas populares en todos los barrios y fábricas para organizar la movilización y organización de los trabajadores y los demas sectores populares para defender y profundizar la revolución, creando comités en defensa de la revolución que organicen la lucha contar cualquier posible tentativa desestabilizadora de los contrarrevolucionarios así como la vida de los barrios para enfrentar la crisis y el saboteo económico de los capitalistas (luchando contra el acaparamiento, por resolver los graves problemas sociales, etc). Estas asambleas y comités deben organizarse también en el ejército ya que esa es la mejor manera de evitar que sectores de la oficialidad traicionen el proceso revolucionario y de garantizar el control y la influencia permanente de la clase obrera y los demás sectores populares sobre este. La revolución sólo podrá triunfar definitivamente si avanza hacia el socialismo y el poder es conquistado definitivamente por los trabajadores y los sectores populares.

Todos los que apoyan a la revolución venezolana en el exterior también deben mantenerse vigilantes, explicar lo que ocurre realmente y combatir la campaña de calumnias del imperialismo.


window.dataLayer = window.dataLayer || []; function gtag(){dataLayer.push(arguments);} gtag('js', new Date()); gtag('config', 'UA-148771171-1');